Otro para ti...

Empezó con un beso en la oreja, junto a los aretes que me regalaste.
Mientras "hacíamos el amor", no pude evitar pensar en ti, unas cuantas veces.
Sentía su respiración como la tuya, sin querer hacerlo,
La madrugada transcurrió como agua entre los dedos, y seguía pensando en estar de nuevo en el  lugar donde te conocí.

Me gusto.  Él no lo hace como tú.
¿O me gusto porque pensé en ti?

Siempre encontrare la manera de estar contigo,
Aunque este en los brazos de alguien más.
Aunque estemos lejos,
Aunque no me quieras.

posted under |

2 comentarios:

GABRIELA XYZ dijo...

Fuerte... me gusta... jejejeje...
me gusta pero sólo para leerlo, jejeje

Amarillo dijo...

jaja a veces puede pasar (no es que sean biográficos, aclaro) jaja

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

Followers


Recent Comments